3 abr. 2010

La Primavera Amazigh (Tafsut imaziɣen)

Manifestación en Tizi Wezzu (Cabilia, Argelia)
IZURAN. La denominado 'Primavera Árabe' es conocida a nivel mundial pero hubo una en el norte de África hace más de 30 años protagonizada por los bereberes, los pobladores autóctonos de la región. La región berberófona argelina de Cabilia, es sin duda el motor que impulsó el renacimiento de la conciencia panamazigh (berberista) en toda la Tamazgha (=territorio histórico de los bereberes), incluyendo Canarias. Si una figura resulta referente desde el punto de vista cultural es sin duda Mouloud Mammeri (1917-1989), intelectual y lingüista amazigh considerado el padre de la lengua tamazight, protagonista de los hechos acaecidos en abril de 1980 en Cabilia conocidos bajo la denominación "Primavera Amazigh". 

Esta efeméride marcó un antes y un después en el desarrollo de la conciencia amazigh y el Movimiento Cultural Bereber más allá de la región argelina de Cabilia repercutiendo en el conjunto del mundo bereber. Hoy grupos amazighes de Europa, América, el Continente y Canarias conmemoramos la Tafsut Imaziɣen (Primavera Bereber).



Tafsut Imaziɣen o Primavera Bereber

Denominación del conjunto de manifestaciones exigiendo la oficialización de la lengua amazighe (tamazight) y el reconocimiento de la identidad y el idioma amazighe en Argelia a partir de marzo 1980 en Cabilia y Argel. Este es el primer movimiento popular de oposición a las autoridades desde la independencia en 1962. Las causas de fondo la constituyen la marginalización de la identidad amazigh en Argelia y el ataque a la pluralidad cultural por medio de la política lingüística de arabización forzada mediante decreto del gobierno argelino. La región berberófona más importante es la región de Cabilia, zona montañosa densamente poblada. En su capital Tizi Wezzu, se establecerá la Universidad en 1977, que será un núcleo de intercambio cultural fundamental en la región, y al mismo tiempo, la chispa que desencadenará el conflicto abierto.


El 10 de marzo de 1980 las autoridades municipales de Tizi Wezzu (capital de Cabilia) prohíben una conferencia sobre la poesía antigua cabilia que pretendía impartir en la universidad el profesor Mouloud Mammeri. Al día siguiente la población respondió con movilizaciones y huelgas en toda la Cabilia y Argel. 

El 7 de abril una movilización masiva en la capital argelina de Argel es brutalmente reprimida por la policía argelina con cientos de detenidos y numerosos heridos. El mismo día comienza una huelga en la Universidad de Tizi Wezzu y tres días después huelga general en toda la región. Con la escusa del "control exterior del movimiento ciudadano para dividir Argelia" se recrudece la represión. El presidente argelino pronuncia en un discurso que "Argelia es un país árabe y musulmán", mostrando una vez más la intolerancia estatal con la diversidad cultural de su país. 

El 23 de abril la Universidad es asaltada por las fuerzas de seguridad argelina. Estos hechos generaron una conciencia renovada y la conformación de un movimiento social y cultural pacífico comprometido con el trabajo por la difusión de la cultura amazigh en todos los ámbitos de la sociedad. En el año 2001 y 2002, casualmente también, en los meses de abril se reproducen revueltas en Cabilia conocidas como Primavera Negra (Tafsut Taberkant) originada por el asesinato de un joven cabilio Massinissa Guermah por la policía. Esta vez se producen alrededor de un centenar de víctimas mortales en los enfrentamientos entre los jóvenes y las fuerzas de seguridad.


Reflexiones de los intelectuales bereberes 


El Comité de Defensa de los Derechos Culturales en Argelia en 1980 describía los hechos de la siguiente manera:
Mouloud Mammeri 

«A ningún observador atento se le escapa la gran importancia histórica que la Primavera Bereber tiene para Argelia y todo el subcontinente norteafricano. Cualquiera que sea la continuación que tengan dichos acontecimientos, la cultura berber argelina, arabófona y berberófona, factor de enriquecimiento y de unidad del subcontinente norteafricano, deberá ser tenida en cuenta por el poder y recibir a nivel de las instituciones del Estado y de la sociedad el lugar que ya ocupa en el corazón y el espíritu de cada argelino. 

Después de haber sido formulada por un puñado de intelectuales, entre ellos Kateb Yacine y Mulud Mammeri, la cuestión de la liquidación de las secuelas del imperialismo occidental y del imperialismo oriental está hoy siendo planteada por las masas populares y deberá ser resuelta más tarde o más temprano en el sentido de la democracia y de la autenticidad bereber argelina. Entonces, y sólo entonces, sólidamente asidos a lo que constituye su fondo cultural y su personalidad milenarias, liberados de la doble alienación de Oriente y de Occidente, los argelinos, libres y seguros de sí mismos, podrán marchar hacia su destino y contribuir a la construcción de un mundo mejor». 

El prefacio termina con esta significativa frase, alusiva a una obra teatral, ya célebre, de Kateb Yacine: «Ganaremos la guerra de los 2000 años».

Consecuencias


Movilización de estudiantes amazighes marroquís en el 2000
Políticamente la Primavera Bereber fue el primer movimiento popular espontáneo en la Argelia independiente. Abrió la puerta al cuestionamiento del régimen argelino y sus deficiencias democráticas. Además supuso la generación de una nueva generación de intelectuales argelinos críticos y comprometidos en la lucha por la democracia. Culturalmente la primavera bereber rompe el tabú que existía en Argelia, y todo el Norte de África dominado por estados de ideología arabo-islamistas y el colonialismo europeo, sobre el idioma y la cultura autóctona amazigh. Fue un desafío a la arabización de la administración intensiva, afectando también al vecino Marruecos circunstancias parecidas que afectan a la población amazigh de dicho estado

Con el tiempo esta lucha ha dado frutos concretos; aparte de una reactivación de la lucha por la cultura bereber en toda los países donde la cultura bereber existe (la Tamazgha), los estados han tenido que ceder en cierto reconocimiento oficial de la lengua y cultura amazigh. Argelia mediante el Alto Comisariado de la Amazighidad (HCA), y posteriormente Marruecos temeroso de un fortalecimiento del movimiento amazigh anuncia la creación del Instituto Real de la Cultura Amazigh (IRCAM) que propone la enseñanza en dicho idioma en las escuelas. 

Sin embargo, en la práctica aún queda mucho por hacer ya que la cultural arabo-islámica sigue siendo abrumadoramente hegemónica, propiciando que la arabización de la población no cese con la consiguiente decadencia de la cultura y lengua amazigh en el norte de África. 


Canarias y la Primavera Bereber

Creación de la bandera amazigh en el I C.M.A. de Las Palmas (1997) presentada por una canaria y un tuareg

En nuestras Islas ya existe cierto reconocimiento en algunos ámbitos académicos y culturales de nuestras raíces amazighes ya que las evidencias científicas así lo revelan. No obstante, aún no existe reconocimiento institucional alguno de la identidad amazigh isleña. El patrimonio inmaterial y material amazigh es ignorado sino directamente marginado y excluido. La historia y cultura canaria en el sistema educativo de las islas sigue siendo una asignatura pendiente y la arqueología indígena sigue siendo despreciada como llevan denunciando historiadores y arqueólogos desde hace décadas. Los colectivos o creadores que mantienen la cultura viva sufren un auténtico desdén y agravio comparativo frente al prestigio de los elementos y eventos culturales  euro-hispanos que gozan de un mayor prestigio.

La influencia de la Primavera Bereber se extendió a otros estados donde los amazighes hoy son minorías como Libia o Túnez, e incluso en nuestras Islas Canarias, donde a mediados de la década de los 80 se comenzó a hablar sobre los amazighes y a reconocerse finalmente las raíces étnicas del pueblo canario. Aunque muy desconocido entre la población canaria, este resurgimiento continental ayudó a impulsar la conciencia entre los isleños sobre la profunda impronta amazigh en la cultura isleña actual. Un personaje de tanta relevancia como Mouloud Mammeri llegó a visitar las islas y mantuvo estrechos lazos de colaboración con historiadores y nacionalistas canarios. En 1997 se celebró en Tafira (Las Palmas de GC) el I Congreso Mundial Amazigh donde asistieron representantes de todos los pueblos bereberes, y en la actualidad, casi 20 años después ya  se han realizado cursos y cortometrajes en lengua bereber. Afortunadamente cada vez nos suena más a los canarios eso de 'amazigh'.



No hay comentarios.: